Seguidores

miércoles, 21 de diciembre de 2011

Entre el todo y el nada, está el algo.

La vida no sirve de nada si no hay riesgos en ella, y aunque nunca estés seguro de que algo salga bien, tú inténtalo. Es como un casino, tú eliges el juego, eliges darlo todo y arriesgarte a perderlo, pero también existe la posibilidad de ganar eso y más. Y si por casualidad lo pierdes todo, te quedará un buen sabor de boca, el de haberlo intentado. Deja que las dudas te invadan cuando tienes que hacer algo, pero después déjalas todas de lado y piensa que cada momento es único, aquí no hay ensayos, de ningún tipo, tienes una oportunidad, así que no la desprecies. Entre el blanco y el negro existe el gris, entre el sí y el no existe el a lo mejor o el quizás, entre lo malo y lo bueno existe lo regular, entre lo perfecto y lo imperfecto existe lo normal, entre todo o nada existe algo, así que deja que tu vista se vaya un poco más, no solo mires las dos opciones más comunes o las más elegidas, escoge la tuya. Y desde luego, jamás te arrepientas de lo que has hecho si tú crees que está bien hecho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada